14 AÑOS DE GOTEO ENTERRADO EN CULTIVOS EXTENSIVOS

Campo De Alfalfa

 

El pasado martes día 27 de noviembre de 2018, estuve acompañando a Gastón, un cliente de Argentina que quería visitar la instalación de riego subterráneo para cultivos extensivos que tenemos en funcionamiento desde hace 14 años en Alcañiz (Teruel), con la idea de comprobar las bondades de este sistema para instalarlo en un futuro cercano en sus fincas de Argentina.

Se trata de una finca de 10 hectáreas, propiedad de Manuel Aróstegui, que riega mediante una cobertura total subterránea con nuestro sistema de riego por goteo mediante tubería de 17,5 mm con gotero Twin Plus AD, especialmente diseñado para trabajar enterrado tanto en cultivos extensivos como intensivos por su sistema antisucción y por su capacidad de autolimpieza.

 

Resultados de un Maizal regado con el riego por goteo subterráneo

El sistema de riego lleva 14 años funcionando como el primer día y no ha tenido costes de mantenimiento ni de reparaciones en todo este tiempo, tal como nos cuenta, con una gran sonrisa, Manuel Aróstegui.

La tubería con gotero Twin Plus, está enterrada a 35 cm de profundidad.  El diseño se realizó de manera que la separación entre tuberías y goteros proporcionasen una cobertura de   humedad en todo el terreno.

Durante los últimos 14 años se han realizado rotaciones de cultivo:  veza, cebada, alfalfa y maíz, con resultados muy superiores a los alcanzados en las explotaciones de la zona que riegan con sistemas de aspersión o inundación. 

Despiece del Gotero Twin Plus

La finca dispone de una toma de agua a presión de la Comunidad de Regantes de la zona y en su propio cabezal de riego, tiene un filtro auto limpiante de malla con accionamiento hidráulico para proteger los goteros del sistema subterráneo de las posibles obstrucciones producidas por las partículas que vienen con el agua de la red comunitaria.

La calidad del agua de riego es bastante buena, pero la estructura del terreno franco- arcilloso y con bastante salinidad, limitan la productividad, habiéndose observado, durante estos años, que, con el riego por goteo subterráneo, la salinidad del terreno no ha afectado al desarrollo del cultivo ni a la productividad.

Con este sistema enterrado, el consumo de agua siempre ha estado por debajo de las dotaciones a las que Manuel tiene derecho en su Comunidad de Regantes, pues al no existir perdidas por evaporación, se ha podido reducir, en cantidades muy significativas, el volumen de agua aportado para sacar adelante el cultivo con la máxima productividad, lo que ha producido un caudal excedentario, cuyos derechos han sido y son, de Manuel.

Por ello, dos años después de instalar el sistema para cultivo extensivo y con la idea de utilizar el caudal ahorrado, Manuel decidió destinar los excedentes de agua a los que tenía derecho, para poner en regadío unas parcelas de olivos, instalando de nuevo un sistema de riego enterrado con el mismo sistema Twin Plus. Estos olivos con riego subterráneo, que ahora cumplen 12 años, están en plena producción y han aportado una excelente rentabilidad a Manuel.

Campo de Cebada

Por último, también visitamos una instalación de riego subterráneo por goteo de almendro, con la tubería Twin Plus, que ya lleva trabajando con éxito 9 años. 

Gastón, que nos acompañó en todo momento, pudo comprobar el estado de los cultivos y la enorme satisfacción de Manuel con el sistema de riego subterráneo con tubería Twin Plus.

Manuel Aróstegui, técnico y agricultor valiente, apostó por un sistema de riego casi desconocido en cultivos extensivos hace 14 años. Él confió en nuestros productos y asesoramiento técnico. Su capacidad de emprender e innovar, junto con nuestro asesoramiento, han sido la clave de este éxito.

Desde aquí quiero agradecer su siempre excelente disposición hacia mi persona y mi empresa. Para mí, fue una gran alegría volver a Alcañiz después de 14 años, encontrarme con Manuel y comprobar lo satisfecho que estaba con nuestros productos.

Espero regresar en unos años para poder celebrar con Manuel, que, aunque ya es mayor, está hecho un chaval, que su riego subterráneo continúa trabajando y proporcionando la rentabilidad esperada.

Para mi es una enorme satisfacción comprobar que nuestros productos cumplen el objetivo que nos hemos marcado….”conseguir una agricultura más sostenible y mejorar los resultados financieros de nuestros clientes”.

Espero poder contar pronto una historia semejante a esta, con Gastón, y visitarle en Mendoza (Argentina) para celebrar sus éxitos empresariales con unos buenos vinos de la zona.

Olivar de Manuel el pasado día 27 de noviembre